Vichyssoise

0 votos
Vichyssoise

Ingredientes:

  • 1/2 kg de mejillones
  • 2 puerros
  • 1 patata pequeña
  • 1 cebolla
  • 100 g de gambas peladas
  • 2 tarrinas de nata
  • 1/4 litro de leche
  • 1 tazón de caldo de ave
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 manojo de eneldo

Los mejillones se ponen al fuego, en un recipiente con un poco de caldo, hasta que abran —aproximadamente unos cinco minutos—. Una vez abiertos, se les quitan las valvas y se cuela el caldo. Los puerros, limpios de partes verdes, se pican en rodajas. La cebolla se lava y se trocea menuda.

La patata se pela y se corta en cuadrados. En una sartén se derrite la mantequilla y se ponen a freír a fuego lento los puerros y la cebolla hasta que queden transparentes. Entonces se añade la patata y el caldo de los mejillones, dejándolo cocer 30 minutos.

Pasado este tiempo, se retira del fuego y se tritura con la batidora. Se agrega la leche y se vuelve a poner al fuego —esta vez muy bajo—. Con todo bien mezclado, se retira del fuego y se echan las gambas y los mejillones. La nata se bate y se incorpora a la sopa ya servida, espolvoreándola con el eneldo picado fino.

Libro de recetas

Busca tus recetas escribiendo aquí el nombre del plato o alguno de sus ingredientes...

Gastroteca

Una buena alimentación ayuda a prevenir la gripe.

Siete alimentos que debes comer para prevenir la gripe y los resfriados

Estos meses de frío otoñal debes prestar atención a tu dieta y llevar una alimentación saludable

Sushi de crema de cacao y plátano.

Sushi de crema de cacao y plátano

Te mostramos los pasos que tienes que seguir para preparar esta sencilla y original receta

Seis snacks deliciosos para picotear si estás a dieta.

Snacks que puedes comer estando a dieta y sin dejar de bajar peso

Comer entre horas puede ser incluso beneficioso si sabes elegir los alimentos adecuados

Descubre qué alimentos no te sacian y aumentan tu apetito.

Estos son los alimentos que comes y que te dan mucha más hambre

Si quieres perder peso, evita estas diez comidas que, no sólo no te sacian sino que multiplican tu apetito